RENOVACIÓN CARISMÁTICA CATÓLICA DE LOS ESTADOS UNIDOS Y CANADÁ

Elementos De La Renovación Carismática Católica

Monseñor José Malagreca

I. PERSPECTIVA HISTÓRICA DE LA RENOVACIÓN CATÓLICA CARISMÁTICA

Es preciso considerar la Renovación Carismática en la historia del cristianismo. Es un movimiento de
"renovación"'. Le sigue a muchos movimientos renovadores entre cristianos. Es necesario comprender
cómo es que Dios trabaja.

1. Movimientos renovadores a través de los siglos:

El cristianismo ha existido alrededor de 2000 años -desde la Resurrección y Pentecostés- Estos 20 siglos
han sido el ``tiempo de la Iglesia''. La Iglesia de Jesús ha experimentado muchos cambios durante este
tiempo. Ella se ha extendido maravillosamente; ella ha anunciado el Evangelio en todos los países del mundo;
ella ha discernido y explorado mucho de la verdad de Jesucristo; ella ha desarrollado una vida cristiana.
La Iglesia ha visto días buenos y días malos. Ella ha visto los logros y también ha experimentado las
pérdidas. La Iglesia de Jesús ha sido fiel, pero ha sido pecadora también. Su historia está llena de personas
santas - miles y miles - que han dado buen testimonio del Salvador. Y también, ha habido grandes pecadores
que han crecido en medio de la Iglesia. Siempre existen grandes problemas en el mismo seno de la Iglesia.
Aquí identificamos tres problemas serios que siempre se encuentran:

a. División: Contra la voluntad de su Señor, la Iglesia ha sido dividida. Estas divisiones han surgido desde el primer siglo. A veces, las sectas cismáticas han desaparecido. A veces, las partes divididas han crecido y han llegado a ser "iglesias", que perduran hasta el día de hoy.

b. Herejía: la creencia en falsa doctrina. De nuevo, desde el primer siglo, Dios nos ha advertido en
cuanto a falso profetas y falsa doctrina. Al leer a San Pablo uno se da cuenta de su preocupación por
la claridad con que presenta su doctrina. Nosotros los Católicos estamos muy conscientes de esta
tentación, y dependemos del Magisterio de la Iglesia para protegernos del error.

c. Sequía: A veces la vida de la Iglesia se vuelve seca: el pueblo pierde el fervor del Espíritu; la religión
llega a ser mecánica y no vivificadora; muchos, aún dentro de la Iglesia no conocen a su Señor; en la
vida de muchos no hay ni gozo ni paz ni amor; la vida moral en particular llega a ser muy baja.
Cuando Jesús ve que Su pueblo sufre de tales enfermedades, Él actúa. Él escoge un ``tiempo favorable''
para moverSe entre Su pueblo. Ordinariamente, cuando hay un problema de gran sequía en el pueblo, Él
empieza un “Movimiento Renovador”. La historia de la Iglesia ha visto muchos de estos movimientos
renovadores:

2º siglo: movimiento monástico
5º siglo: movimiento Benedictino
7º siglo: movimiento Gregoriano
11º siglo: movimiento Cisterciano
12º siglo: movimiento Franciscano
16º siglo: movimiento de oración contemplativa

Si uno estudia la historia de la Iglesia, uno ve los diferentes movimientos que han surgido para renovar la
vida de fe, de oración, del Espíritu, del amor. Siempre un movimiento tiene personas de santidad
extraordinaria que lo promueven. A veces un movimiento es local: para un solo país. A veces es universal.
Algunos movimientos tocan un solo aspecto de vida cristiana. Otros son radicales: Dios quiere renovar la vida
cristiana en sus "raíces"'.

2. Movimientos renovadores en las iglesias Protestantes

El ``Protestantismo'' empezó hace unos 400 años - cuando grandes grupos de cristianos se separaron de la
Iglesia Católica en "protesta" a creencias o prácticas de la Iglesia.
En los últimos tres siglos, ha habido varios movimientos renovadores en algunas iglesias Protestantes. A
veces la ``iglesia-madre'' ha rechazado el movimiento y una iglesia separada se ha formado; a veces la
``iglesia-madre'' ha recibido el movimiento en su corazón. La característica común de estos movimientos ha
sido su carácter ``pentecostal'', es decir, tratan de la renovación de la experiencia del Espíritu Santo y los
dones de Pentecostés:

i. John Wesley (1703-1791) estableció el Metodismo, un método de vivir la vida cristiana.
Aunque Wesley permaneció como un sacerdote Anglicano, la iglesia Metodista se separó de la
Anglicana después de su muerte.

ii. El Movimiento de la ``Santidad'': En Los Estados Unidos, en el siglo 19.

iii. Varios “Revivals”, Reavivamientos, del siglo 19: por ejemplo, Gales, África del Sur.

iv. El ``Movimiento Pentecostal'' nació en los Estados Unidos en 1901. Los grupos pentecostales
fueron rechazados por sus iglesias-madre (Bautistas y otros Protestantes) y empezaron a formar iglesias separadas.

v. Neo-Pentecostalismo: al llegar la segunda mitad del siglo XX (1950-1960), algunos grupos
pentecostales fueron aceptados por sus iglesias-madres (Anglicana,Luterana,etc.), con la condición que
se queden fieles a la doctrina y a la disciplina de ellas.

3. La Renovación Carismática Católica

Fuentes Católicas:

i. En la Iglesia Católica, siempre ha habido una tradición de intervención del Espíritu Santo. La historia
está repleta de milagros, sanaciones, dones extraordinarios, cosas que fueron rechazadas en muchas
iglesias Protestantes.

ii. 1º de enero de 1901: movido por una mujer que tuvo una visión, el Papa León XIII abrió el siglo
como el ``Siglo del Espíritu Santo'' con un Veni, Creator solemne en San Pedro del Vaticano, en
presencia de todos los Cardenales.

iii. Movimientos Preparatorios: el Siglo XX ha visto unos cuantos movimientos para renovar varios
aspectos de vida en la Iglesia: Movimiento Bíblico; Movimiento Litúrgico, etc.

iv. Llamada del Concilio: Al preparar el Concilio, en 1958, el Papa Juan XXIII entregó una oración a la
Iglesia entera, para que se ore por un año todos los domingos, pidiendo un nuevo "Pentecostés",
apoyados por María y alrededor de Pedro.

v. El Concilio Vaticano II: 5 años para ``renovar la conciencia de la Iglesia'' (1959-1964)

II. EL DESARROLLO DE LA RENOVACIÓN

i. El Retiro de la Universidad de Duquesne: febrero de 1967.

ii. Primer Grupo Carismático Católico: 1967

iii. Formación de Comunidades de Alianza: People of Praise (Indiana) & Word of God (Michigan):
1968

iv. 1970's:

a) Congresos nacionales

b) Comité Nacional de Servicio

c) Grandes asambleas nacionales en Notre Dame & Atlantic City

d) La Renovación crece internacionalmente

v. 1973: Primer Encuentro Carismático Católico Latinoamericano (ECCLA) en Bogotá, Colombia) Se lo
celebra cada dos años en un país diferente con la participación de delegados de todos los países
latinoamericanos. Previo al ECCLA, se reúne el CONCCLAT (Consejo Carismático Católico
Latinoamericano). Éste se reúne cada año.

vi. 1975: Conferencia Carismática en Roma: reunión en San Pedro con el papa Pablo VI, quien llama
la Renovación Carismática un ``chance'' para la Iglesia.

vii.1977: El Congreso de Kansas City: primer gran encuentro ecuménico. Seguido por New Orleans
(1986-87); Indianápolis (1990) y Orlando (1995).

viii.1981: Reunión de Líderes con Juan Pablo II en el Vaticano. La renovación se pone al servicio del
Papa para la obra de la Iglesia

ix. 1984: 3 eventos:

a) 2a Conferencia de Líderes en Roma

b) Se establece la Oficina Internacional de la renovación en Roma (ICCRS)

c) Retiro de 6,000 carismáticos en Roma

x. El Papa Juan Pablo II escribe su Encíclica sobre el Espíritu Santo: Señor y Dador de Vida. En ella, él
dice: ``Los últimos años han visto el crecimiento en el número de gente que, en movimientos y
grupos que se extienden cada día más, dan el primer lugar a la oración y la búsqueda en oración
de renovación de su vida espiritual. Ésta es una señal significante y consoladora, porque de esta
experiencia viene una contribución verdadera al reavivamiento de oración entre los fieles,
quienes han sido ayudados a tener una idea más clara del Espíritu Santo como Él que inspira en
el corazón un anhelo profundo para la santidad.''

xi.1989-1990: La formación en los Estados Unidos del Comité Nacional de Servicio Hispano (CNSH)
para coordinar a los Carismáticos Hispanos. Desde 1989 Hasta el año presente, hay un Encuentro
Anual (ECCLE) de Líderes Hispanos en los Estados Unidos, organizado por el CNSH. En la
actualidad, el CNSH es parte también del CONCCLAT y participa en el ECCLA.

xii.1998: El Papa Juan Pablo II invita a representantes de todos los Movimientos de Renovación a
celebrar Pentecostés con él en Roma en el Año del Espíritu Santo. Participan más de 500,000
personas.

xiii.2006: El Papa Benedicto XVI decide tener el mismo tipo de encuentro en 1998. Una vez más, más de
300,000 personas de los "Movimientos Eclesiales'' se reunieron con el Papa para celebrar la Vigilia de
Pentecostés en la Plaza de San Pedro.

La Renovación Carismática junta la fe tradicional Católica con el movimiento pentecostal del Espíritu. La
gracia de la renovación es que da poder a la vida cristiana. Como Católicos fieles a la Iglesia, confesando sus
doctrinas, sumisos a su autoridad, recibiendo sus sacramentos, ayudados por María, nos gozamos de la
efusión del Espíritu derramado por Jesús en esta época: esta gracia que nos da fe, conocimiento, seguridad y
convicción en cuanto a lo que Dios ha hecho en Su Hijo Jesucristo, y la gracia que nos da el poder de
responder con gozo a este acto soberano de Dios.

Elementos De La Renovación Carismática Católica

Monseñor José Malagreca

II. LA "EFUSIÓN DEL ESPÍRITU SANTO"

Definición: La Efusión del Espíritu Santo es la experiencia del amor, del poder y de la misión del
Espíritu de Jesucristo.

1. La Efusión del Espíritu Santo es una "experiencia"

a)  Muchas personas no tienen "experiencia" de Dios, experiencia espiritual.   Andan por la vida sin conocer el amor de Dios; vacíos de poder; sin fuerza para hacer la voluntad de Dios;
b) Jesús no quiere esto.   Aunque es cierto que en ocasiones tenemos dificultades en nuestra vida, es normal que un Cristiano conozca la presencia de su Salvador y conozca Su poder;
c)  En la Renovación Carismática, creemos que esta experiencia de amor, poder y misión es "inicial": es decir, que el a viene al comienzo de una vida cristiana; uno no l ega a conocer a su Señor después de haberlo merecido. Dios Se da, como Don no merecido, desde un principio.
d) Creemos que nuestra experiencia de la Efusión del Espíritu Santo es semejante a la que los discípulos experimentaron en el Aposento Alto el día de Pentecostés (Hechos 2)
e)  Pero la experiencia de cada persona es única, porque Dios trata a cada individuo personalmente, según su personalidad, su estado de desarrol o, sus necesidades, y su ser.

2. La Efusión del Espíritu Santo no es "otro Sacramento"

a)  Jesús ha establecido siete Sacramentos, los cuales son encuentros vivos con Él; signos celebrados en el seno de la Iglesia donde el Cristiano se encuentra con su Señor;
b) Estos siete Sacramentos se operan por el poder del Espíritu Santo.  Pero dos de el os son el "dar" del Espíritu Santo.  Es decir, aunque el Espíritu Santo está activo en todos los siete Sacramentos, Él Se da de una manera particular en dos de el os: Bautismo y Confirmación;
c)  El Bautismo es el don inicial del Espíritu Santo. Dios le l ena a uno con el Espíritu de Su Hijo y la vida del Espíritu Santo comienza en uno.  La confirmación "confirma" el don del Bautismo: Dios fortalece lo que comenzó en el Bautismo.  Estos dos sacramentos son los que "permanecen": una vez bautizado (y confirmado), uno queda bautizado (y confirmado) para toda la eternidad: El Sacramento "habita" en uno, y el poder del Sacramento habita en uno. Estos dos Sacramentos se consideran "sacramentos de Iniciación" - el os inician (junto con la Comunión) a un cristiano en su vida cristiana;
d) Cuando hablamos  de la "Efusión del Espíritu Santo", no hablamos de otro rito u otro Sacramento.
Mejor dicho, estamos hablando de la "experiencia" del Bautismo y la Confirmación. Es decir, muchos cristianos han recibido los Sacramentos, pero la experiencia de aquel os Sacramentos nunca se ha derramado dentro de el os.
e)  He aquí dos ejemplos para ayudar a entender esto:
i)   Un niño, al nacer, tiene a un padre. Pero, ¿cuándo es que este niño comienza a experimentar a este padre?  Puede ser que el niño no se da cuenta del amor de su padre por muchos años.  Aún si el padre está al í presente, si el niño no tiene capacidad y no se abre al padre, el amor no se siente. Igual con nosotros. Dios nos hizo Sus hijos cuando fuimos bautizados, pero muchos no han sentido nunca el amor del Padre por no haberse abierto a esa realidad;

i )  Recibir el Bautismo y la Confirmación es como recibir una jarra de perfume  precioso. La jarra de perfume es el Espíritu Santo; pero muchos guardan la jarra sin abrirla nunca.  El perfume queda adentro y no se esparce por toda la casa, la casa de su vida.  La "Efusión del Espíritu Santo" es abrir el tesoro de manera que Él l egue a todas las esquinas de la vida de uno.
f)  A veces se l ama a la Efusión del Espíritu Santo - el "Bautismo del Espíritu" - Esa frase está un poco mal expresada porque da la impresión de que es otro Sacramento.  Pero, por otra parte, es bueno conectar la experiencia con la experiencia de nuestro Bautismo en Espíritu y agua porque estamos experimentado lo que recibimos en el Sacramento.

3. La Efusión del Espíritu Santo está acompañada por el "soltarse" de Dones

a)  Muchos cristianos viven una vida "sin poder"; necesitan el poder del Espíritu Santo;
b) Al Abrirse al Espíritu Santo, Él empieza a manifestarSe en sus vidas. Estas manifestaciones se l aman
"dones" o, en griego, carismas;
c)  Cuando uno recibe esta experiencia, muy a menudo el Espíritu Santo hace surgir dentro de uno "dones espirituales" como los que San Pablo escribe en 1 Corintios 12:   profecía; lenguas; sanación; discernimiento (Vea Enseñanza IV)
d) Cada uno recibe diferentes dones. No todos - pero muchos - reciben el don de lenguas;
e)  Los dones son "ministerios". Dios se los da a uno para que ayude a los demás; edifique la Iglesia; sirva a otros.

4. Marcas de la Efusión del Espíritu Santo:

a)  Uno tiene la convicción interior del amor de Dios, el Padre, y de la Salvación por Jesucristo;
b) Se despierta un gran deseo de orar y la oración es una alegría;
c)  Las palabras de la Santa Biblia l egan a ser vivas y vivificantes;
d) Uno encuentra poder dentro de sí mismo para resistir tentaciones y vencer la carne;
e)  Se tiene hambre de fraternidad, de comunión con otros cristianos;
f)  Se tiene hambre de la Eucaristía;
g)  Hay manifestación de dones y se desea ponerlos al servicio de los demás;
h)  Nace un deseo grande de evangelizar, de hacer misión, de ir y ayudar a otros a conocer a Cristo.

Estudio Bíblico

1er Día           Lucas 24.44-49; Marcos 16.15-18; Mateo 28.16-19

Día:          Hechos 1.1-5; 19.1-7

3er Día:          Lucas 11.5-13; Juan 7.37-39
Día:          1 Corintios 12.1-30

Día:          Romanos 12.1-13

Día:          Gálatas 5.13-26

 

Elementos De La Renovación Carismática Católica

Monseñor José Malagreca

III: EL CÍRCULO DE ORACIÓN Y EL GRUPO DE ORACIÓN

 

1. LA RENOVACIÓN SE HA MANIFESTADO EN "GRUPOS"
a) Un movimiento puede pasar por la Iglesia a través de muchas maneras. Pero este movimiento - la
Renovación Carismática - se caracteriza por la creación de "grupos de oración" o sea, pequeñas
comunidades de hermanos que se reúnen para orar.
b) Así, un "Grupo de Oración" es una fraternidad de hermanos que tienen una vida común de oración
carismática. La vida, la fuerza y el ánimo del grupo brotan de la verdad que da el Espíritu Santo en la
alabanza al Señor bajo el poder del Espíritu, en la búsqueda de la Palabra de Dios, y en la intercesión
por el poder del Espíritu.
c) Cada "Grupo" tiene su propia vida. Los miembros forman relaciones de amistad y hermandad.
Disfrutan el partir y compartir en un ambiente de fe y de alegría, apoyándose mutuamente en todo. Muy
a menudo los hermanos se hacen amigos; ejercen ministerios juntos; evangelizan juntos.
d) Cada grupo es diferente. Algunos son informales y las relaciones son amigables; pero no tan fuertes.
Otros grupos llegan a tener tanta unidad y tanto compromiso, que en verdad llegan a ser "Comunidad".
e) En la Renovación de hoy día hay muchas formas de grupos de oración que van desde la forma más
leve, hasta la formación de comunidades, donde los miembros han hecho "alianzas" prometiendo una
vida común.
f) Lo más común es el "grupo parroquial". Pertenece a la comunidad parroquial; se reúne dentro de la
parroquia, y llega a ser como levadura para ella.
2. EL TRABAJO PRINCIPAL - PERO NO EL ÚNICO TRABAJO DEL GRUPO - ES EL
"CÍRCULO SEMANAL"
a) El grupo en sí no es el Círculo. El grupo tiene un círculo. Es decir, el grupo se reúne en un círculo de
oración cada semana.
b) Lo decimos así porque el grupo tiene una vida fuera del Círculo. Por ejemplo, el grupo de oración de
la parroquia de San Benito se reúne todos los jueves. Jueves es la noche del "círculo". Pero, el grupo
de oración de San Benito hace otras cosas fuera del Circulo: hace retiros; se divide en equipos para
visitar las casas; visita otras parroquias. Existe y se nutre de la vida de fraternidad diaria en el
compartir de los hermanos.

c) Pero, el trabajo más importante del "Grupo" de la San Benito es el Círculo semanal. Es allí donde se
van a ejercer muchos ministerios. Es allí donde van a nutrir a sus miembros con comida cada semana.
Es allí que van a acoger nuevos miembros.
3. DENTRO DEL CÍRCULO - SE ORA
a) En la reunión del Círculo, se ora. Es decir, la meta principal del Círculo es la oración. La oración tiene
varios componentes:
i. alabanzas a Dios (alabanzas espontáneas; cantos; oración en lenguas; salmos; etc.)
ii. escuchar a Dios (la Biblia; palabras de profecía y sabiduría; exhortaciones.;
iii. intercesión (orar por los demás)
iv. pedir
b) En la noche del "Círculo", el grupo puede hacer otras cosas fuera de la oración; pero la oración es lo
primero. Por ejemplo, digamos que el Grupo de la parroquia de San Miguel se reúne los lunes a las
7:30 PM. Puede ser que el Grupo tenga el "Círculo" la primera hora -en esa hora, solamente se ora-
Después se puede tener una pausa, o un receso, y luego, tener una enseñanza. Hay que tener en cuenta que aunque la enseñanza es algo del Señor, que se espera esté preparada con la inspiración del Espíritu Santo, y de acuerdo con el plan de Dios, no es "oración" - oración es contacto directo con Dios- Por eso, se puede decir que el Grupo de San Miguel, cada lunes, tiene un "círculo de oración" por una hora, y después del Círculo, tiene un tiempo de enseñanza, algo que es muy bueno.
c) Es importante especificar todo esto porque se deben distinguir los dones que son apropiados para la
oración, y los que son para ministerios fuera de la oración. Muchas reuniones de oración se interrumpen demasiado por personas que quieren dar largas enseñanzas o largos testimonios dentro de la oración. Todo eso es bueno; pero es preferible que se haga después de terminar la oración.

También se interrumpe la oración si la gente empieza a tener un "compartir de Biblia" durante el
Círculo, es decir, cada uno empieza a decir lo que un pasaje quiere decir para él, o ella. Compartir de
Biblia es bueno, pero es mejor hacerlo después de terminar la oración.
4. EL GRUPO DE ORACIÓN TIENE SERVIDORES Y ESTRUCTURA
a) Cada Grupo tiene personas que tienen ministerios para que el grupo trabaje. El tamaño del grupo
determina cuántas personas estarán en servicio. Si el grupo es muy grande, tendrá varios "equipos"
trabajando;
b) Cada grupo necesita un "responsable", "dirigente", o “coordinador”, es decir, una persona que tiene la
mayor responsabilidad por la vida del Grupo. Esa persona no está allí de por vida; se puede cambiar.
Además, no debe hacerlo todo. Pero él (o ella) cuida el rebaño para el Señor.
c) Además, cada grupo debe tener un "Equipo de Servidores". El dirigente trabaja con el Equipo para que
el grupo crezca y esté en el Espíritu. Puede ser que algunos ministerios se distribuyen entre diferentes
miembros del Equipo. Ordinariamente, el Equipo se reúne aparte, en otro día o noche, para orar por el
Grupo y para planificar y discernir en el Señor las actividades del Grupo.
d) Se reparten los ministerios entre los que se ejercen dentro del "Círculo" y los que se ejercen "fuera del
Círculo". Es decir, hay algunos ministerios que se ejercen durante la oración, y otros que son más
eficaces fuera de la reunión de oración.
e) Dentro del Círculo
i. Animación - el que dirige la oraciónii.
Música
iii. Discernimiento
iv. Profecía
Fuera del Círculo
i. Enseñanza
ii. Sanación
iii. Liberación de espíritus malos
iv. Evangelización
5. SE RECONOCE QUE LA VIDA DEL GRUPO DE ORACIÓN ES PARTE DE LA VIDA DE
LA IGLESIA: El Grupo es un cuerpo dentro del Cuerpo de la Iglesia. Es parte de la Iglesia. El Grupo
parroquial es parte de la vida de la parroquia. Si un grupo se aísla de la vida de la Iglesia, de la Misa
dominical, de los ministerios parroquiales, el Grupo morirá y la parroquia no tendrá los dones que Dios
quiere que tenga.
ESTUDIO BÍBLICO
1er día Hechos 2.42-47; 4.32-34
2º día 1 Timoteo 2.1-8
3er día Filipenses 4.4-9; 1 Tes. 5.16-22
4º día Apoc. 7.1-17
5º día Salmo 133; Salmo 122
6º día Hechos 4.23-31

Elementos De La Renovación Carismática Católica

Monseñor José Malagreca

IV: PROFECÍA, LENGUAS E INTERPRETACIÓN

 

En un Círculo de Oración, hay muchos ministerios que se ejercen. Entre ellos, hay tres dones muy
particulares: Profecía, Lenguas, Interpretación.
EL DON DE PROFECÍA
1. La palabra "profecía" es una palabra griega. "Fecía" quiere decir "hablar". “Pro" quiere decir "fuera". Se
siente un mensaje dentro del corazón, y uno es empujado a darlo, a sacarlo "Fuera", pues
quema en el corazón. No se lo puede guardar, hay que hablarlo;
2. La palabra "profecía" no quiere decir "predicción". Mucha gente cree que uno que "profetiza" predice el
futuro. No es así. Es muy raro que haya predicciones de eventos futuros en un Círculo de
Oración. Pero hay muchas profecías. Las profecías no son predicciones.
3. Una profecía es un mensaje recibido de Dios, mensaje que se da a los demás. San Pablo dice en 1
Corintios 14.3 que son mensajes de edificación, exhortación y consolación. También, él dice que
no son palabras "privadas", para la edificación de uno mismo, sino que son dirigidas al pueblo.
"El que profetiza, edifica a toda la asamblea" (1 Cor. 14.4)
4. La persona que tiene el don de profecía comunica a la gente el corazón de Jesús. En un Círculo de Oración
deben haber momentos para escuchar a Dios. Dios quiere comunicarSe con Su pueblo. Dios
habla a través de las Escrituras; habla a través de enseñanzas; y habla, a veces de una manera
muy directa, en mensajes inspirados;
5. Hay gente que cree a veces que las profecías son como una frase escrita por Dios en la mente de uno.
Pero no siempre es así. Bien entendido, una profecía es el resultado de tiempo dado al Señor
para escuchar. Muy a menudo, uno recibe inspiraciones cuando está a solas en oración, y se
tiene que seguir buscando para redefinir y concretizar el mensaje. Solamente después de mucho
discernimiento se puede dar un mensaje que es de Dios;
6. Dios no quita la personalidad de uno al dar profecías. Hay que notar que la persona que profetiza da el
mensaje utilizando la manera de hablar que tiene, el vocabulario que posee, la lengua que habla; y
los pensamientos que están dentro de ella. Dios respeta todo. Pero cuando es el Espíritu que lo
inspira, oímos la voz de Dios a través de mensajes dados por seres humanos.
7. En el Nuevo Testamento, vemos el problema de "falsos profetas": no todo el que dice que habla en nombre
de Dios está de hecho inspirado por Dios. Y cuando el que habla no está inspirado por Dios sino
por otro espíritu, tenemos el caso de "falsa profecía". Por eso, Pablo nos dice que examinemos
todo: "No extingan al Espíritu; no desprecien las profecías; examínenlo todo y quédense con lo
que es bueno" (1 Tes. 5.19).

8. Además, hay lo que yo llamo "no profecía". No es falsa profecía la que no está inspirada por un espíritu
malo; pero tampoco es profecía porque no lleva el Espíritu. Palabras bonitas que no son de Dios
son simplemente eso – bonitas- No son profecía.
9. Hay que tener paciencia en el desarrollo del don de profecía. Los que tratan de dar mensajes de Dios no
nacen con el don. Es un don que crece, y crece después de mucho esfuerzo. Animen a la gente
a que profetice; corrijan si es necesario; tengan paciencia durante el proceso; escuchen para ver si
Dios está hablando.

EL DON DE LENGUAS
1. El don de lenguas es el poder hablar a Dios en palabras desconocidas. Uno no entiende el sentido de las
palabras porque no son dadas para comprenderse; son dadas para poder hacer un desvío de la mente en la
oración.

2. San Pablo enseña que hay ocasiones en las que uno ora con la mente utilizando dones de comprensión
como la meditación; o la reflexión; o la Biblia; o la profecía. Todo eso es bueno ya que ayuda a "entender".
Pero hay formas de oración en las que uno no desea "comprender más", sino que uno quiere tener un contacto
más afectivo. Orar en lenguas es una forma de oración afectiva, del corazón.
3. El que ora en lenguas habla con Dios (1 Cor 14.2). Más que nada, la oración en lenguas es una forma de
alabar a Dios; son palabras dadas para honrar y exaltar la majestad del Señor Dios. Es como si uno no
pudiera encontrar palabras para expresar cuán grande y cuán excelso es Dios, porque Él es más grande que
todo el vocabulario conocido. Entonces, el Espíritu Santo le da a uno desde adentro un idioma para tratar de
expresar cuán grande es Él. A veces uno siente que las palabras son dadas para pedir, uno no sabe qué
pedir, pero el Espíritu Santo dentro de uno le expresa a Dios sus necesidades. (Romanos 8.26-27).
4. Hay tres usos generales del don de lenguas:
i. Oración en lenguas: para dar alabanzas a Dios o para perdirLe a Dios algo, utilizando palabras
desconocidas. Cuando uno "ora" en lenguas se comunica con Dios a solas, y no hay ninguna necesidad de
"comprender" el sentido de las lenguas.
ii. Cantar en lenguas: cuando varias personas en el Círculo tienen el don de lenguas, pueden comenzar a
cantar en idiomas extraños. Si están atentos al Espíritu, formarán una bella armonía. Serán alabanzas en
común con la melodía del Espíritu. (Col. 3.16).
iii. Hablar en lenguas: o sea Interpretación de lenguas. A veces Dios utiliza el don de lenguas para "dar
mensajes", es decir, Dios convierte el don de lenguas en profecía. En este instante, la lengua se utiliza para
"hablar a los hombres" y no a Dios. Uno recibe un "mensaje en lenguas" y lo habla. El pueblo espera en
silencio, y por fin alguien responde con la "interpretación". Hay veces que hay varias "interpretaciones", las
cuales se dan en la forma de una profecía. No significa necesariamente que Dios ha enviado una traducción
del mensaje en lenguas. Lo que ha hecho es que Él ha enviado un mensaje en lenguas para indicar que Él
quiere hablar. Lenguas + Interpretación = Profecía. A veces hay gente que confunde "orar" en lenguas y
"hablar" en lenguas. En la segunda parte de 1 Cor. 14: versículos 26-33, Pablo está hablando de "hablar en
lenguas"; por eso pone reglamentos. Los reglamentos no aplican a orar en lenguas.
5. EL don de lenguas es como el inglés; una vez que se lo recibe se lo tiene para siempre; e igual que el inglés
se lo puede desarrollar. Quiere decir que si alguna vez ha hablado en lenguas, puede ejercer el don cuando
quiera, teniendo en cuenta que hay momentos más apropiados. Mientras más se ejerce el don, más se
desarrollará. Hay personas que solamente tienen tres palabras en el don; pero al utilizarlo, el "vocabulario"
va creciendo.
ESTUDIO BÍBLICO
1er Día 1 Cor. 14.1-19
2º Día 1 Cor. 14.20-32
3er Día Efesios 4.1-16
4º Día Romanos 8.26-27;12.1-9
5º Día 1 Juan 4.1-6
6º Día Hechos 8.4-25; Hechos 10.34-48

Elementos De La Renovación Carismática Católica

Monseñor José Malagreca

V. MINISTERIOS QUE SE EJERCEN EN EL CÍRCULO DE ORACIÓN

Hay diferentes ministerios que se ejercen cuando un grupo de personas se reúnen para orar en oración
carismática. Los siguientes son los más comunes; pero esta lista no es exclusiva.
1. EL MINISTERIO DE ANIMACIÓN
a) Cada Círculo necesita una persona para "animarlo", es decir, una persona que tiene el ministerio (el
trabajo) de guiar la oración;
b) El animador tiene que ser sumiso al Espíritu Santo para que guíe la oración como Dios quiere; por
eso, "la animación" es un "don", es algo dado por el Espíritu Santo;
c) El ministerio de animación tiene varias metas:
i) Guiar el grupo a través de las varias formas de oración: alabanzas; silencio; escuchar;
intercesión
ii) Dar claras direcciones para que los que están orando puedan orar con claridad;
iii) Mantener buen orden;
iv) Discernir si las cosas que suceden en el grupo son de Dios, de hombres o de espíritus
malignos y aclararlo al grupo.
v) Proteger el grupo de distracciones, deformaciones, confusiones, y otras cosas que no son
oración;
vi) Exhortar al grupo a cederse al movimiento del Espíritu;
vii) Resumir todo lo que pasa para que la gente se quede con el mensaje de lo que ha hecho el
Espíritu.
d) El "animador" no debe trabajar solo. Es aconsejable que tenga un equipo para que le ayude en el
ejercicio de su ministerio. Debe permitir que otros ministerios se ejerzan bajo su guía.
e) Ordinariamente es bueno que una sola persona guíe la animación. Los grupos tienen varias personas
que tienen el don, y pueden turnarse en la animación. Lo que debe estar claro es que sólo los que
tienen ese don deben animar el grupo.
f) El "animador" no es necesariamente el "pastor" del grupo. Su responsabilidad es identificar a quien
tenga el don de la animación.
2. EL MINISTERIO DE ALABANZAS
a) La prioridad de un Círculo de Oración es alabar al Señor - para eso se reúne- Muchas personas
contribuyen al ministerio de rendirLe a Dios el culto que merece. Hay varios dones que son dones
de alabanzas, y toda forma de alabanza a Dios tiene lugar en el Círculo.
b) Formas de alabanzas:
i) Cantos
ii) Salmos
iii) Oración y canto en lenguas
iv) Oración espontánea de alabanza
v) Silencio de alabanza
vi) Danzar en el Espíritu y otros gestos de culto;
c) Las alabanzas son la base de un Círculo; pero no lo es todo en el Círculo. El trabajo del animador
es el de guiar la oración: pedir alabanzas cuando es apropiado y guiar otra forma de oración cuando
llegue el momento;
d) La música es muy importante; pero la música es una forma de alabanza que debe estar sometida a
la dirección del animador; de otra forma puede haber confusión.

3. EL MINISTERIO DE ESCUCHA A DIOS
Además de alabanzas, el Círculo de Oración tiene como meta el escuchar al Señor. El quiere
comunicarSe con Su pueblo en la oración, y el pueblo se congrega para escucharLo. Hay varias formas de escuchar la Palabra de Dios:

a) Lecturas Bíblicas: en un Círculo, se invita a los hermanos a leer pasajes de la Biblia. Puede ser
que allí mismo se escoja una lectura que se ha discernido es para el grupo; puede ser que alguien
trae una lectura que le vino en oración privada. Las lecturas deben ser:
i) Cortas: en un Círculo el pueblo no puede captar una lectura larga
ii) Para el momento: es decir, uno no lee cualquier lectura Bíblica, sólo porque abrió la Biblia
en esa página. Antes de leer una lectura, uno tiene que sentir que Dios ha escogido esta
lectura para el momento;
iii) Para el pueblo: a veces en un Círculo, uno recibe una lectura para sí mismo, es decir, para
su propia edificación y por tanto no debe leerse. Cuando uno proclama una lectura, debe
sentir que Dios la está dirigiendo a todos.
iv) Bíblicas: por supuesto, solamente se lee de la Biblia, la Palabra de Dios, y no se debe leer
ni oraciones bonitas, ni poemas, ni nada parecido.
b) Profecías y Palabras de Interpretación: (véase la enseñanza anterior, la IV)
c) Palabras de Sabiduría: igual que la profecía, es un don que el Señor da inspirando a alguien ya sea
sobre la dirección que el grupo debe seguir; ya sea sobre un consejo práctico. Es una forma de
escuchar a Dios.
4. EL MINISTERIO DE INTERCESIÓN
Intercesión es pedir por algo o por alguien con fe. Una parte del Círculo se dedica a peticiones.
a) Es necesario que el animador cuide que las intercesiones no dominen el Círculo. La gente tiene
tantas necesidades que fácilmente puede pasar que el Círculo se vuelva una petición constante.
La intercesión debe ser sólo una parte;
b) La sanación es una forma de petición. Se puede orar por sanación en el Círculo. Pero si hay
necesidad de un ministerio más extenso de sanación, ése se ejerce mejor en un grupo aparte del
Círculo;
c) Es preciso guardarse del hábito de intercesiones rutinarias. Es mejor orar por una o dos cosas
con fe y expectación, que citar una lista larga de peticiones que se dicen sólo por decirse;
d) La gente debe aprender a pedir "en el Espíritu". La intercesión es poderosa cuando es según el
Espíritu de Dios, cuando uno discierne dentro de sí mismo que lo que está pidiendo es según el
movimiento del Espíritu Santo.
5. EL MINISTERIO DE DISCERNIMIENTO
No sólo el animador, sino todo el equipo y todos los que están orando tienen que tratar de discernir
qué está haciendo el Espíritu. Discernimiento es estar atento al movimiento del Espíritu Santo y reconocer qué
viene de Él y que no viene de Él. No es solamente una cuestión de cómo uno se siente, sino de una respuesta
completa de un conocimiento de la voz del Señor. El buen discernimiento incluye un reconocimiento de lo que
está de acuerdo con la Palabra de la Biblia; la doctrina de la Iglesia; la enseñanza del Magisterio de la Iglesia;
el bien común del pueblo; y el movimiento interior del Espíritu.
ESTUDIO BÍBLICO
1er Día Colosenses 3.12-17;
Salmo 148
2º Día Juan 10.11-18;Salmo 150
3er Día Sabiduría 9.1-18; Salmo 139
4º Día Hebreos 12.18-29 Salmo 147
5º Día Juan 15.1-17
6º Día Juan 17.1-2

Elementos De La Renovación Carismática Católica

Monseñor José Malagreca

VI: MINISTERIOS QUE SE EJERCEN FUERA DEL CÍRCULO

Algunos ministerios que son muy carismáticos se ejercen en el poder del Espíritu Santo. Pero, aún siendo parte
de la Renovación Carismática, estos ministerios se ejercen fuera de la "reunión". Puede ser que dentro del
Círculo se ejerzan de una manera abreviada, pero fuera puede tener un ministerio muy desarrollado.
1. EL MINISTERIO DE ENSEÑANZA
a) Es uno de los carismas de Efesios 4.11:
b) Todo grupo de cristianos necesita crecer en entendimiento; es absolutamente necesario que cada
Grupo de Oración tenga momentos de enseñanza sólida, Católica y buena. Pueden tomar momentos
después de terminar el Círculo, o pueden separar días especiales de enseñanza, o pueden asistir a
ciertos seminarios.
c) El que enseña (el que tiene el don de ser maestro) tiene que tener ciertas cualidades:
i. ser un creyente en Jesús;
ii. vivir una vida moral y consagrada;
iii. creer las doctrinas y enseñanzas de la Iglesia:
iv. conocer las Sagradas Escrituras;
v. tener el don de poder explicar las cosas de Dios;
d) Enseñar no es lo mismo que predicar. La prédica motiva a uno a convertirse, es dirigida al corazón.
La enseñanza clarifica y explica, es dirigida a la cabeza.
2. EL MINISTERIO DE CONSEJO Y DE CONSUELO
a) Hay una gran necesidad en nuestros grupos de ministrar uno a uno. Es decir, hacer contacto entre
hermanos en una forma más directa, en un compartir más íntimo, donde uno puede abrirse a un
hermano, hablar de sus dudas, problemas, preocupaciones e inquietudes.
b) En cada grupo de Oración siempre hay algunas personas que tienen ese don. Ordinariamente estas
personas no se sienten muy bien ante un público, pero cuando están con un hermano a solas, el
Espíritu Santo las utiliza poderosamente;
c) Yo he puesto a este ministerio el nombre de "consejo y consuelo". Al reunirse con un hermano, el
mismo contacto es ya una oportunidad para que el Espíritu Santo toque al otro. Lo único que tiene que
hacer es dar su opinión en el Señor y orar por paz y consuelo;
d) Este ministerio puede ejercerse en sitios privados: en las casas; en un carro; con café; etc.
3. EL MINISTERIO DE SANACIÓN
a) Aunque es cierto que muy a menudo hay mucha sanación dentro del mismo Círculo, uno puede
desarrollar un ministerio de Sanación fuera del Círculo:
b) En particular, hay dos maneras de ejercer poderosamente un ministerio de Sanación:
i. Separando tiempo para orar específicamente por sanación. Por ejemplo, una vez al mes, un grupo
de Oración, después del Círculo, puede tener 45 minutos para orar por sanación;
ii. Tener un "Equipo de Sanación": un grupito dedicado a la Oración de Sanación. Este Equipo
puede quedarse después del Círculo para los que quieren oración especial. También, puede visitar
casas y los hospitales.
c) Hay tres formas de "sanación":
i. Sanación de espíritu: la necesita una persona que está "enferma" por el pecado. La sanación para
estos casos es el arrepentimiento, la aceptación de Jesucristo como Salvador, la reconciliación
sacramental, es decir, la confesión, la absolución, la penitencia y una nueva vida en Jesús;
ii. Sanación Interior: se trata de que el Espíritu Santo entre en la vida interior de alguien para sanar
las heridas interiores. El ministerio de Sanación Interior es misterioso y complicado, y requiere
personas que tienen este don. Tienen que ser personas sensibles a las otras personas, entregadas al Señor, y entrenadas en esta forma de ministerio. La sanación interior puede incluir:
a) Sanación de malas memorias;
b) Sanación de malas relaciones;
c) Sanación de hábitos sicológicos (drogas; bebida; fumar; hábitos sexuales; adicciones al juego,
etc.)
d) Sanación de emociones negativas (miedo; depresión; cólera; sentido de culpabilidad opresora, etc.)

e) Sanación de las raíces de la familia
f) Otras formas que el Espíritu Santo utiliza para mejorar la vida interior de uno.
iii. Sanación Física: la curación de enfermedades y condiciones físicas. A veces estas sanaciones son
dramáticas, todo el mundo ve algo maravilloso. A veces ocurren a través del don de "Conocimiento"
o de "Ciencia". Es decir, a algunos que están orando por sanación, el Señor les revela algunas de las
cosas que Él está realizando. Estos "conocimientos" son anuncios de sanaciones físicas. A veces en
oración por sanación interior, el don de conocimiento da la revelación de algo en la vida de uno -
puede ser un evento feo del pasado- el cual es la causa de dificultades presentes. El don de
Conocimiento es un don muy delicado que se debe ejercer con mucha precaución y delicadeza.
4. EL MINISTERIO DE LIBERACIÓN DE ESPÍRITUS MALOS
a) Esto es algo muy diferente de sanación. Son pocas las personas capacitadas para ejercer este
ministerio;
b) Raramente tenemos el caso de personas "poseídas" por espíritus malos. Es más común en este
ministerio encontrar personas que han tenido contacto con espíritus malos a través de santería
y espiritismo; a veces estas personas son atormentadas por espíritus malignos en ciertas áreas
de sus vidas;
c) Es importante discernir quién puede hacer esta oración. Es aconsejable que esta forma de
ministerio se haga aparte del Círculo y que sea ejercido no por una sola persona, sino por un
grupito de personas. La oración de liberación se debe hacer siempre en grupos. El ministerio es
un ejercicio de la autoridad de Jesús sobre todo lo que es malo. Nunca debe ejercerse con gritos
y excitaciones, siempre con la paz de Jesús.
1. EL MINISTERIO DE EVANGELIZACIÓN
a) En la Renovación Carismática, todos tenemos una llamada a llevar a Jesús a todos.
Evangelización es ayudar a un hermano a recibir la Buena Nueva de Jesús en su vida;
b) La Evangelización se realiza en muchos niveles. Algunos tienen el don de dar grandes
prédicas. Hay formas de ministerio en la calle; hay evangelización por medio de visitas a los
hogares; y también hay evangelización de uno a uno. La evangelización es un mandato de Jesús;
de modo que decida cómo, cuándo y dónde debe evangelizar.
ESTUDIO BÍBLICO
1er Día: Tito 2.1-15
2º Día: Marcos 9.14-29
3er Día: Efesios 4.1-16
4º Día: Mateo 25.14-30
5º Día: Lucas 10.1-22
6º Día: Efesios 6.1-20

Elementos De La Renovación Carismática Católica

Monseñor José Malagreca

VII: FRUTOS DE LA RENOVACIÓN

¿Cuáles son los frutos de este movimiento? ¿Qué produce?
La Renovación no es igual en el mundo entero; pero donde florece vemos estos frutos:
1. UNIÓN ÍNTIMA CON DIOS
Debido a que la Renovación Carismática es un movimiento de oración y una corriente de gracia, produce
un conocimiento íntimo de Dios en los que se involucran en el movimiento. Jesús busca a todos para que
vivan en Él. Pero muchos, aún siendo cristianos, nunca llegan a entrar en el misterio de Jesucristo. Una de
las metas de Jesús a través de este movimiento espiritual es unirSe más a Sus discípulos.
2. COMUNIDAD CRISTIANA - Y - AMOR FRATERNAL
Como lo hemos dicho en la tercera enseñanza, la Renovación se manifiesta en Grupos de Oración. Una de
las metas del Movimiento es producir comunidades de hermanos. El Bautismo en el Espíritu despierta amor por
los hermanos en el corazón del cristiano, amor que se vive en comunidad, la cual el Señor la da para vivir
unidos en la fe. Esta comunidad no aparece enseguida; requiere un constante trabajo de amor, perdón,
sacrificio, y servicio para construirla.
3. AMOR A LA IGLESIA
Un fruto del Bautismo en el Espíritu Santo y de estar en la Renovación es un despertar de amor a la Iglesia.
Esto se manifiesta de muchas maneras:
a) Los sacramentos llegan a ser fuentes vivificadoras. Los ritos que antes eran mecánicos en la vida de
muchos ahora se viven profundamente;
b) En particular, nace en el corazón un amor profundo a la Eucaristía. El que ha sido despertado en el
Espíritu Santo tiene hambre de Jesús Sacramentado y un deseo de unirse con sus hermanos en la
celebración de la muerte y resurrección del Señor;
c) Las prácticas Católicas tienen nueva fuerza. Muy a menudo las cosas aprendidas de niño ahora reciben
una nueva luz; el Espíritu Santo penetra las prácticas y las transforma: ahora no son rutinarias, sino fue
fuentes de poder. Así, ahora se aprecian más el Rosario, el Viacrucis y las Novenas porque uno las
ora con el Espíritu Santo iluminando por dentro.
d) Muchos reciben el don de perdonar a la Iglesia. Hay gente que en algún momento de sus vidas han
tenido malas experiencias con la Iglesia: un sacerdote que le regañó; una monjita que le maltrató; un
hermano de la Iglesia que le defraudó. Y esa herida se lleva por muchos años. El Señor sana esas
heridas con la experiencia del Bautismo en el Espíritu Santo y le lleva a integrarse de nuevo en el
Rebaño.
4. PODER EVANGELIZADOR
Este movimiento del Espíritu Santo tiene como meta el capacitar discípulos para la obra de la evangelización.
Los carismas se dan para que la gente evangelice. De hecho, se puede notar que los carismas son más
poderosos cuando se utilizan para llevar la Buena Nueva a los que no conocen a Jesús. La Renovación
Carismática es una herramienta de evangelización en las manos del Señor.
5. COMPROMISO
Mucha gente tiene dificultad con el compromiso; no pueden perseverar, no pueden ser fieles. Vemos hoy
día el gran problema de los matrimonios; muchos esposos no son fieles unos a otros. En la vida cristiana,
Dios requiere un compromiso de sus discípulos. El Espíritu Santo da el don de la perseverancia y el poder
para cumplir un compromiso.

6. DIMENSIÓN ECUMÉNICA
La palabra "ecumenismo" se refiere al compartir entre cristianos. Cristianos son todos los que creen
en Jesucristo como Dios y Salvador y están bautizados en Él. Por eso, se consideran Cristianos los Católicos;
los Ortodoxos Orientales; los Luteranos; los Anglicanos; los Metodistas; los Bautistas; los Evangélicos; los
Pentecostales. (Los Adventistas y los Testigos de Jehová, por no creer que Jesús es Dios, no son aceptados
como cristianos; tampoco los Mormones)
Debido a que la Renovación Carismática ha entrado en todas estas congregaciones e iglesias, este
Movimiento del Espíritu ha contribuido a tener una base común para compartir entre los cristianos. De hecho,
ha habido varias agrupaciones de “pentecostales y carismáticos” donde el Señor ha sido alabado
poderosamente en unidad.

Aquí presento algunas guías:
a) "Ecumenismo" es un respeto mutuo y un compartir entre cristianos; no es "unidad eclesial", la cual es el
deseo del Señor. Ecumenismo es un paso en el camino, no es la meta;
b) El Católico que comparte con hermanos separados se queda Católico con todas las prácticas,
disciplinas y creencias Católicas. Compartir con otros hermanos no quiere decir perder la fe de uno.
c) Pero hay un respeto mutuo y un acuerdo que uno no va a "hacer prosélitos", es decir, no va a tratar de
convertir. No hay nada más dañino para los grupos ecuménicos que empezar a “robar ovejas”;
d) Algunos grupos de cristianos son anti-Católicos. Es cierto que hay algunas sectas pentecostales que
son increíblemente violentas contra las doctrinas de la Iglesia. Con estos grupos no hay ninguna
posibilidad de ecumenismo. (Es importante saber que entre pentecostales, el anti-Catolicismo es
especialmente fuerte entre los hispanos).
e) Un Católico que es débil en su fe no debe mezclarse tanto en cosas ecuménicas por el peligro de
confundirse.
f) Es importante que todos tengan una actitud de amor, perdón y respeto en cuanto a los demás. Los
Católicos en particular deben resistir la tentación de echar culpa a otros. Muy a menudo un Luterano o
un Anglicano nació en su propia iglesia y la “culpa” de división no es de él. Viene de siglos atrás.
ALGUNOS PELIGROS EN LA RENOVACIÓN
1. Exceso de emocionalismo;
2. Creerse los únicos verdaderos cristianos;
3. "Iluminismo". Es la falsa creencia que Dios sólo instruye a través de profecías y pensamientos
interiores. Este es un rechazo de la autoridad de la Iglesia, la cual es enseñada por la Biblia;
4. Manipulación de carismas y poder espiritual. Uno puede abusar los dones del Espíritu, tratando
de utilizarlos para que la gente haga ciertas cosas;
5. Desprecio de necesidades materiales: por ejemplo, no cuidar la familia; no envolverse en servicios
prácticos, etc.;
6. Discernimiento propio y no compartido; es decir, tener la tendencia a creer que Dios me habla a
mí solo y nadie me puede decir nada
7. Elitismo y orgullo espiritual
8. Preocupación con milagros
9. Preocupación con espíritus malignos

MÁS ARTÍCULOS
  • I. PERSPECTIVA HISTÓRICA DE LA RENOVACIÓN CATÓLICA CARISMÁTICA
  • II. LA "EFUSIÓN DEL ESPÍRITU SANTO"
  • III: EL CÍRCULO DE ORACIÓN Y EL GRUPO DE ORACIÓN
  • IV: PROFECÍA, LENGUAS E INTERPRETACIÓN
  • V. MINISTERIOS QUE SE EJERCEN EN EL CÍRCULO DE ORACIÓN
  • VI: MINISTERIOS QUE SE EJERCEN FUERA DEL CÍRCULO
  • VII: FRUTOS DE LA RENOVACIÓN
twitter
CNSH
RENOVACIÓN CARISMÁTICA CATÓLICA DE LOS ESTADOS UNIDOS Y CANADÁ
ALL RIGHTS RESERVED 2012© COMITÉ NACIONAL DE SERVICIO HISPANO® USA | CREDITS
ICCRS
Santa Sede